Pyrenochaeta terrestis
hover logo, scroll with mouse wheel
Agricultura cebollas papas, bajar costos del campo a la mesa
Hora oficina: 09:30
Contacto
Pyrenochaeta Terrestis
LinkExchange SearchMe Qué hacemos Quiénes somos Mapa del Sítio Siguiente Página Urocystis cepulae
Del campo a la mesa, mecanación en la agricultura agricultura

Pyrenochaeta terrestis:

Cómo detectarlo, como combatir o evitarlo y sus daños económicos si no lo evitas.

Pyrenochaeta terrestris

1. Nombre común de la enfermedad y nombre científico de la especie; foto a la izquierda.

Nombre científico:Pyrenochaeta terrestris (Hansen),
Sinónimos: Phoma terrestris
Nombres de la enfermedad:Raíz Rosada

2. Dispersión geográfica

El hongo fitopatógeno Pyrenocaheta terrestris se encuentra en todo el mundo. Está adaptado a climas templados y tropicales debido a su capacidad para sobrevivir bien en suelos de distintos, tipos, temperaturas y grados de acidez (pH). No obstante, para desarrollar sus hifas este hongo necesita temperaturas relativamente altas del suelo.

3. Características biológicas

En ausencia de plantas huéspedes, se presume que este patógeno pasa el invierno en forma de microesclerocios en el suelo, sobreviviendo así durante muchos años. Estas estructuras del hongo sirven también inóculo primario. La importancia de la etapa en picnidios no se ha investigado a fondo y no se le ha descubierto aún fase sexual. La infección de las hifas se produce más vigorosamente cuando el suelo está relativamente caliente, entre a 24º y 28º. Las hifas invaden los tejidos epidérmicos y corticales de las raíces de las plantas liberando enzimas que descomponen esos tejidos. El hongo produce cuerpos negros diminutos, casi globulares (picnidios) en las células huésped epidérmicas y corticales. La enfermedad la facilitan y la agravan otros patógenos fúngicos que atacan la planta primero y debilitan las raíces, por lo que es más fácil para P. terrestris invadirlas.

4. Partes de la planta que son afectadas

El síntoma más característico de esta enfermedad es que las raíces toman un color entre rosa pálido y amarillo-marrón. Las raíces invadidas pasan de su color natural al rosa claro, rosa oscuro, rojo, y finalmente púrpura, marrón o negro, a medida que avanza la enfermedad. Las raíces enfermas se marchitan, se vuelven frágiles y finalmente mueren. Aunque las plantas intentar compensar la pérdida de unas raíces produciendo otras, por desgracia estas nuevas raíces también se infectan y mueren. Este patógeno no infecta la base de los bulbos de cebolla, sin embargo es frecuente ver raíces rosadas junto con un ataque a la base del bulbo por otro patógeno, Fusarium oxysporum.
Las plantas infectadas crecen más despacio, sus hojas que mueren desde la punta a la base, y producen bulbos pequeños. Además las hojas, debilitados, a menudo se infectan con otros patógenos oportunistas como Alternaria porri, que produce manchas purpúreas. Se producen pérdidas importantes de rendimiento cuando coincide tiempo cálido y seco a la vez que se infectan las raíces temprano en la temporada de cultivo, en esta situación las raíces debilitadas no pueden absorber toda el agua que demanda el resto de la planta.

5. Periodo del ataque y de los daños

Siempre que la temperatura del suelo esté entre 24 y 28 ºC.

6. Impacto económico

Puede ser muy importante, tanto directamente porque la planta produce menos cebollas y más pequeñas, como indirectamente, porque facilita la entrada de otros hongos perjudiciales.

7. Cómo descubrir esta plaga

A veces este hongo se confunde con Fusarium oxysporum o con Sclerotium cepivorum, pero estos dos hongos no dan el característico color rosado a las raíces. S. cepivorum sí que produce esclerocios de color marrón oscuro a negro (2-5 mm de largo) y F. oxysporum pudre la base del bulbo y sus hifas son blancas. P. terrestris sólo infecta las raíces, no el tallo (la base del bulbo). Tras una infección de P. terrestris aumenta la probabilidad de adquirir infecciones secundarias por otros patógenos edáficos.
P. terrestris puede descubrirse y diagnosticarse en el campo. Préstese especial atención cuando el tiempo atmosférico es el ideal para este hongo, es decir, cuando la temperatura del suelo alcanza los 26 ºC. Las raíces de las plantas afectadas por lo general se vuelven de color rosa. Las raíces enfermas pronto se arrugan y se oscurecen como se ha dicho más arriba. Las raíces nuevas comúnmente también enferman y mueren. Una vez que el hongo ha infectado a la planta de cebolla, si las condiciones meteorológicas siguen siendo favorables, este proceso se repite hasta la cosecha.
Si la infección es severa, las hojas de las plantas enfermas se vuelven blancas, amarillas o marrones por las puntas y mueren, como si hubiesen sido dañadas por sequía. Entonces las hojas pueden ser atacadas por otros parásitos foliares. Las plantas afectadas no suelen morir, pero a menudo se atrofian y producen bulbos blandos y demasiado pequeños para la venta, por la poca funcionalidad de las raíces. Este hongo rosado también ataca la epidermis del bulbo y de las hojas, pero no afecta a las hojas carnosas del bulbo ni al tallo.

8. Métodos de control

No existen tratamientos químicos que limiten o prevengan eficazmente las infecciones por P. terrestris. Los métodos de control eficaces son: rotar cultivos (cultivar otra planta al menos 1 vez cada 5 años), detectar y eliminar las plantas infectadas, y sembrar o plantar cebolletas de variedades resistentes a este hongo.

Siguiente: Urocystis cepulae

Pyrenochaeta terrestris o Phoma terrestris

Pyrenochaeta terrestris o Phoma terrestris o Raíz Rosada


Para bajar sus costos, del campo a la mesa, contáctanos:

Teléfono: +1 239 3002374

Skype: halkema
o mejor utilice nuestro:

formulario de contacto

Dirección: Finca ''San Isidro'', Volcán, Chiriqui, República de Panamá.